viernes, 27 de mayo de 2011

Cort-Azar



Me ha entrado hambre. He tomado un aperitivo de cortes de una entrevista A fondo de Joaquín Soler Serrano, fragmentos leídos en un adorable acento argentino que abría aún más el apetito de Historias de cronopios, famas y esperanzas, Libro de Manuel y música de jazz y por último, la guinda con Carles Álvarez Garriga y Papeles inesperados, la foto de la gata y una de las pipas de Julio Cortázar que han pasado por mis manos, gentileza y propiedad del señor Álvarez.


Hace años empecé Rayuela y no pude con ella. La charla con Carles, vampirizado confeso de Cortázar, remueve los temores y sirve de acicate suficiente como para hincarle el diente otra vez con la advertencia de que puedo quedar atrapada, en la sala había varios damnificados. Pero además es que no hace más que acecharme en forma de coincidencias y yo soy muy sensible a este tipo de tozudeces..., o será el cort-AZAR.

La Tertulia Polifemos, a la que ido arrastrándome literalmente -malditas ampollas-, después de un cansadísimo día, ha compensado con creces el esfuerzo inicial y vuelvo con el ánimo inquieto y con muchas ganas, justo a tiempo de coger el último metro, y llegar al fin de mi trayecto en el fin del mundo del fin.

Es muy tarde ya y no me resisto a copiar parte del conocido Capítulo 7 de Rayuela. Sí, en estos momentos me noto sentimental :-)

Toco tu boca, con un dedo toco el borde de tu boca, voy dibujándola como si saliera de mi mano, como si por primera vez tu boca se entreabriera, y me basta cerrar los ojos para deshacerlo todo y recomenzar, hago nacer cada vez la boca que deseo, la boca que mi mano elige y te dibuja en la cara, una boca elegida entre todas, con soberana libertad elegida por mí para dibujarla con mi mano por tu cara, y que por un azar que no busco comprender coincide exactamente con tu boca que sonríe por debajo de la que mi mano te dibuja.

Actualización: la crónica de la tertulia Polifemos sobre Cortázar por los mismos Polifemos aquí

domingo, 15 de mayo de 2011

El año que viene

-Ya es el segundo año que vengo a lo mismo, mire, ¿no podría hacer usted para que me lo enviasen a casa y ya lo confirmo?
-Es que no es posible porque usted tiene más de dos imputaciones de renta que son las que caben en el borrador, pero no se preocupe que no tardamos nada en hacer el Padre, que la suya es muy sencillita, ¿soltero, casado...?
-Ayer hizo dos años que falleció mi mujer..., pero es que el año que viene no sé si podré venir y...
-No pasa nada, si no puede le firma una autorización a alguien que pueda venir y se la hacen, que traiga el dni suyo también y no hay problema.
-Es que, sabe, me han diagnosticado un tumor y yo creo que el año que viene ya...
-El año que viene va a volver a aquí usted, Antonio, y además va a hacer la declaración en esta mesa y conmigo, estoy segura de ello, ¿me oye, Antonio?
-No sé...
-El año que viene le espero, ya verá que sí, no me deje mal, ¿eh?
-Muchas gracias, señorita.
-Muchas gracias a usted, y mucho ánimo y fuerza..., nos vemos el año que viene.
-Sí.

Y han pasado tres días y aún recuerdo y siento esa mirada.



Als peus del Tibidabo, ben abraçada pel mar
entre les fosques aigües del Besós i el Llobregat,
foradada per sota i amb un cel contaminat
dins d'un caos d'infraestructures, una preciosa ciutat.

Jo visc a Barcelona i em moro de calor
mirant de sobreviure dins el gran aparador
el Fòrum i el civisme per mi són pura invenció
jo sóc de Barcelona, nascut al barri del Clot.

Caminant pel Passeig del Born
fotos al cap d'anys anteriors
avui sopem a La Cocotte.

I passejant per Sant Andreu
records de nits adolescents
distorsionats però ben presents.

Els Jardinets de Gràcia, la Rambla del Poblenou
tants carrers tan plens de màgia, milers de llums i colors
la capital d'Europa, de la pau i el bon futbol
Xavi, Iniesta, Messi, Bojan, Piqué, Guardiola i Puyol.

I què collons Can Fanga ni què cal pixapins
què passa amb Barcelona i amb tot el que tenim
si aquí també hi ha platges (si és que ho podem dir així)
la Icària, la Marbella, Bogatell, Txernòbil.

I un munt d'història a cada pas
romans, hebreus, fatxes, cristians
i un terrible setge als catalans.

Vinguem del nord, vinguem del sud
de terra endins, de mar enllà
sobreviurem junts en aquesta ciutat.

I cada dia ho veig més clar
que de moment jo d'aquí no vull marxar
això ja ho farem demà.

Que no morí la gent
que no morí l'ambient
que no morí l'amor
que no morí el rock'n'roll

Barcelona.- Martí Soriano

Añadido de hoy mismo:
-Porque yo ya tengo ochenta y dos, ¿sabe?
-Ah, pues está usted muy bien, ya me gustaría a mí estar así si llego, que lo bueno es cumplir y encontrarse bien.
-Es que a mí me pasa como a mi padre que decía que él no se quería morir, que a él lo tenían que matar y murió a los noventa y cuatro años, ya ve.
-Qué bueno, sí señor, ese es el espíritu, nada de morirse uno.

Filosofías de a pie a las diez de la mañana.