miércoles, 22 de octubre de 2014

La magdalena y los palillos

Se nota que te vas haciendo mayor porque cada vez con más frecuencia te ocurre que te sacude un magdalenazo de la forma más inocente. Ocurrió este último fin de semana cuando alguien preguntó en alto «¿hay palillos?». Y súbitamente aparecieron ante mis ojos un avestruz con los ojos muy abiertos diciendo «ein?» uno de los numerosos memes de internet que fueron creados en el extinto foro de Artesonado, el primer sanatorio online para lamer sus heridas artísticas. Un sitio singular donde tenía cabida cualquier aportación siempre que se cuidase la corrección ortográfica y que el trato fuera de usted: vísceras en canal, habitaciones cambiantes gracias a la magia del fotochó, productos del ateísmo, poemas singulares, golds, ene-amistades e incluso algún a-morcillo inane, pero sobre todo ingenio y risa a raudales, algo que personalmente me sirvió como preciado elixir en horas bajas. Nunca perdonaremos al Sr. Ad. que abriera las Faqs y se cargara el foro por muy justificadas razones que tuviera.


 
Un magdalenazo también puede ser líquido y en este finde de recuerdos y añoranzas he vuelto fugazmente a la tierra de la manzanilla y la visita a la bodega de La Gitana después de más de siete años de ausencia ha sido como un bálsamo reparador.

Todo ha cicatrizado bien.



P.S. Aprovecho la coincidencia de día y post para felicitar a un artesonado girl que hace hoy los años..., puede que sea el momento perfecto para matarlo... ;-)


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Abuelito/a , dime tú...